Skip to content
Segundo semestre

Facultades se apoyan en la tecnología para completar el segundo semestre


El estallido social de mediados de octubre implicó cambios en el calendario del segundo semestre, por lo que la UC implementó una serie de acciones para retomar clases y evaluaciones, tomando en cuenta las preocupaciones de docentes y estudiantes. Herramientas como Canvas, Zoom y videoconferencias han sido especialmente útiles para estudiantes que no pudieron asistir presencialmente a todas las clases.

photo_camera A mediados de noviembre la Vicerrectoría Académica entregó lineamientos y medidas de flexibilidad a académicos y estudiantes, para acordar calendarios y fijar las condiciones parar completar los estudios, incluyendo la posibilidad de impartir clases online. (Foto: Banco de imágenes UC)

A partir del estallido social que atraviesa el país, las diferentes facultades y escuelas de la UC han tenido que adoptar medidas para poder completar las actividades del segundo semestre, abriendo también instancias para el diálogo y la reflexión al interior de todos los campus.

Este desafío ha requerido del esfuerzo y cooperación de autoridades, académicos y estudiantes, quienes, a pocos días del cierre de calificaciones, han logrado realizar evaluaciones, completar contenidos, y realizar clases presenciales u online.

“Una de nuestras principales preocupaciones era lograr que los estudiantes pudieran completar los aprendizajes y hacer sus evaluaciones, sin perder la calidad y el nivel de contenidos que caracterizan a la UC, tomando también en consideración la preocupación por la crisis que atraviesa la sociedad”, explicó el vicerrector Académico, Juan Larraín. 

Agregó que esta es una oportunidad para acelerar la implementación de tecnologías que se venían desarrollando en la UC, pero siempre entendiendo que “el uso de metodologías online más que reemplazar las clases presenciales son una oportunidad para cambiar la manera de hacer docencia y usar la sala de clases no sólo para transmitir información, lo que puede hacerse de forma virtual, sino como lugar de encuentro, discusión y diálogo de forma de desarrollar el espíritu crítico y el valor del encuentro con el otro”

A mediados de noviembre la Vicerrectoría Académica entregó lineamientos y medidas de flexibilidad a académicos y estudiantes, para acordar calendarios y fijar las condiciones parar completar los estudios, incluyendo la posibilidad de impartir clases online, entregar material de clases por vía electrónica y flexibilizar evaluaciones, entre otras medidas.

Tecnología e innovación como aliados

La buena disposición de los estudiantes frente a los cambios en la calendarización y modos de evaluar fue un punto transversalmente valorado por académicos y decanos. “Varios tuvieron problemas de accesibilidad, pero con acuerdos adecuados a cada caso, logramos que la mayoría se pudiera mantener al día -dentro del atraso-, y para aquellos que han tenido dificultades mayores hemos acordado fechas alternativas”, explicó el subdirector académico de Arquitectura, Renato D'Alençon.

En la Facultad de Ingeniería se pudieron completar las clases y abordar alrededor de un 90% de los contenidos y clases planificadas a inicios de semestre, mediante la transmisión online. “Optamos por hacer clases presenciales, sin exigir asistencia, y grabarlas con herramientas como Zoom u otras aplicaciones, para que quedase el contenido en línea, ya que la materia de esas clases también se consideró para las evaluaciones”, explicó el director de pregrado de Ingeniería Civil, Matías Hube.

“Los alumnos evalúan bien el término del semestre y valoran la experiencia de tener clases grabadas como un buen reemplazo dada la contingencia”, señaló el decano de Ingeniería Comercial, José Miguel Sánchez. “Mayoritariamente, eso sí, nuestros alumnos declaran que prefieren las clases presenciales y consideran estos métodos online como un buen complemento dadas las circunstancias”, matizó.

Felipe Morales, alumno y ayudante de Ingeniería Civil, coincidió en parte con este punto de vista. “A mi parecer esta metodología tuvo ventajas y desventajas. En un inicio, como muchos estaban desconcentrados por lo que estaba ocurriendo en el país, podían ver los videos de las clases en el momento que desearan, ya que quedaban guardadas. El problema es que se pierde mucho la interacción presencial, pero era la mejor solución dado el contexto”, comentó. 

Desde el Centro de Desarrollo Docente (CDDoc), explicaron que Canvas ha sido un gran apoyo para realizar videoconferencias y evaluaciones en línea. Las conferencias permiten conectar de forma sincrónica a los integrantes de un curso, generar preguntas, asesorar, e incluso permiten a los estudiantes moderar y hacer una presentación al resto de sus compañeros.

La plataforma Canvas también permite integrar a los cursos herramientas externas que complementan la plataforma. Por ejemplo, Daniel Guzmán, profesor de Ciencias de la Salud, sumó la herramienta Edpuzzle, la cual otorga la opción de integrar preguntas a los videos mientras se reproducen. “La aplicación entrega datos sobre el aprendizaje de los estudiantes, como por ejemplo, cuánto tiempo demoró en su visualización, y con las preguntas dentro del video, pude identificar cuáles son los contenidos que son más complejos los estudiantes”, sostuvo el profesor.

El período de calificaciones del segundo semestre 2019 se extiende hasta el 27 de diciembre, y durante enero se realizarán exámenes recuperativos para los estudiantes que lo requieran.

Revisa otras fechas importantes:


¿te gusta esta publicación?
Comparte esta publicación

Contenido relacionado