Skip to content

Estudiantes de la Escuela de Teatro se toman el Teatro UC


Durante estas semanas se presentan tres montajes de egreso en este importante espacio de Plaza Ñuñoa: "En tierras bajas", "triste y loco, grande corazón un tenía que país Un" y "Tiempos de caza". Las nuevas actrices y actores comentan cómo ha sido el proceso de ensayar y actuar en este lugar lleno de historia.

photo_camera "En tierras bajas", creación colectiva de estudiantes de la Escuela de Arte, con la dirección de Francisca Márquez. Fotografía: Gustavo Carrasco ©.

"Lo estoy viviendo desde una euforia muy rica", dice Mochi Lagos, durante una pausa de los ensayos de la obra triste y loco, grande corazón un tenía que país Un, uno de los tres montajes de egreso que estudiantes de la Escuela de Teatro están realizando en el Teatro UC durante estas semanas.

Con la apertura de los espacios culturales, después de las restricciones sanitarias por el Covid-19, este escenario volvió a ser el lugar de su última presentación como estudiantes de pregrado.

"Entramos a ensayar al teatro este martes y percibí en les estudiantes una emoción muy profunda de estar en escena", dice Mariana Muñoz Griffith, académica de la Facultad de Ares UC y directora de este montaje que se exhibe del 12 al 16 de julio.

Para esta adaptación de la obra El pueblo del mal amor, de Juan Radrigán -Premio Nacional de Artes de la Representación-, el primer ejercicio fue transformar la letra de su dramaturgia en letras de canciones.

"Eso no significa que se cante todo todo el tiempo, pero sí que existe una concepción de las escenas como canciones. Entonces toda la puesta en escena está concebida como un gran ejercicio dramático musical", explica Muñoz Griffith.

Así, con 11 personas sobre el escenario, "los ensayos han sido bien intensos porque la obra tiene mucha coreografía y cantos, siempre hay gente haciendo cosas, pero con el cuidado de no contagiarnos de Covid, que eso sí que ha sido difícil", menciona Mochi, que representa a Luisa, una señora conservadora del pueblo, en esta versión de la pieza de Radrigán.

 

Montaje "triste y loco, grande corazón un tenía que país Un", dirigido por Mariana Muñoz Griffith. Fotografía: Javiera Catalina Zambrano ©.

Estrenar en Teatro UC


"Cuando empezaron las funciones, fue increíble estar detrás de escena antes que me tocara entrar, para después salir y ver al público", dice Constanza Hormazábal, estudiante de la Escuela de Teatro.

En tierras bajas, creación colectiva de estudiantes, fue el primer montaje de egreso de este 2022, en una temporada del 22 al 25 de junio.

"Me generó sensaciones muy agradables estar en el teatro ensayando hasta la noche. Luego, cuando empezaron las funciones, fue increíble estar detrás de escena antes que me tocara entrar, para después salir y ver al público", cuenta la estudiante Constanza Hormazábal sobre su experiencia en el escenario.

 

El elenco de "En tierras bajas".  Fotografía: Gustavo Carrasco ©.


—¿Cómo fue el estreno?

Constanza Hormazábal: Había cosas que como elenco no sabíamos que daban risa hasta que llegó el público, o momentos que eran de silencio, nunca creímos que la gente realmente se iba a reír en esas partes, de cosas tan duras. Eso fue rico, porque nos llevó a entender un poco más la obra también.

Gabriela Aguilera, directora artística de Teatro UC, menciona que instancias como estas: "Buscan acercar a las nuevas generaciones de artistas escénicos a un encuentro con el público en un espacio tradicional, con butacas y venta de entradas, con un equipo técnico y de realización profesional, con apoyo de producción y comunicaciones del teatro".

—¿Qué importancia tiene para el teatro que las y los estudiantes de la UC  egresen con montajes en ese escenario?

Gabriela Aguilera: Para nuestro teatro, recibir a los grupos de estudiantes que terminan su proceso en la Escuela es un momento especial, en el que nos sentimos acogiendo un rito de paso, en el que tenemos la oportunidad de acompañar desde la infraestructura y el quehacer de la experiencia, a jóvenes que comienzan su vida profesional. Conocerles y que nos conozcan, acercarnos mutuamente, comenzar a construir lazos que ojalá se afiancen y desarrollen en más instancias venideras, nutrirnos mutuamente de los conocimientos y energía que las distintas generaciones de la comunidad teatral contiene. Teatro UC es un edificio y una institución que contiene mucha memoria y significación para el teatro chileno, así que nos llena de sentido ser anfitriones de esta bienvenida al mundo profesional de las nuevas generaciones de artistas que seguirán la posta.

"El cierre de un proceso bastante turbulento en el que tuvimos que atravesar complejidades, como no poder estar con público, actuar con mucha soledad, en el sentido que pasamos por todo el proceso de lo que fue actuar por Zoom, después fue volver con aforos reducidos. Entonces creo que es un lindo cierre", dice Juan Carlos Haniez, que integra el grupo de estudiantes que saldrán a escena con Tiempos de caza, con la dirección de Marco Layera, va en esa misma línea.

Haniez, que interpreta a un mecánico que pertenece a los McCarthy, una familia oriunda de la vida rural y creyentes de la supremacía blanca que declaran la guerra a las peculiares criaturas emplumadas que migran a su territorio, relata que como grupo están muy entusiasmados en la previa del estreno.

"Estamos trabajando con mucha entrega y rigor físico, porque trabajamos con fardos en la obra, pero también con mucho cuidado en la manipulación, para no hacernos daño y cuidarnos de no ahogarnos con la cantidad de polvo que levantamos", indica el estudiante de la Escuela de Teatro sobre esta producción que realizarán entre el 26 y el 30 de julio.


¿te gusta esta publicación?
Comparte esta publicación

Contenido relacionado