Skip to content

Extender el vínculo de académicos y académicas con la UC


Cada año cerca de 35 profesores y profesoras de la UC inician su período de jubilación. Gran parte ha realizado toda su carrera académica en la universidad, forjando lazos muy significativos a lo largo de su trayectoria. Como una forma de mantener esas relaciones y reconocer el aporte de docentes a la universidad surge el Programa de Acompañamiento para la Jubilación de Académicos y Académicas.

photo_camera En Casa Central está la primera sala dedicada a los profesores y profesoras UC que han jubilado; luego se sumarán otros espacios en el resto de los campus, así como un acompañamiento previo a la jubilación y actividades de vinculación posteriores. (Crédito fotográfico: Mónica Romero)

A fines de abril abrió sus puertas la primera sala destinada al uso de profesores y profesoras de la UC que hayan desarrollado su trayectoria académica en la universidad, y ya se encuentren jubilados. La sala, que forma parte del Programa de Acompañamiento para la Jubilación de Académicos y Académicas, está en el primer piso del patio de la Virgen en Casa Central, y cuenta con escritorios, computadores, salas de reuniones y un espacio para compartir un café.

La idea es que esta sea la primera de diferentes salas que se instalarán en los campus de la UC para materializar el programa, que busca “relevar la trayectoria y la contribución que realizan nuestros profesores y profesoras, facilitándoles un buen proceso de jubilación, y ofreciéndoles oportunidades para que puedan, aquellos que así lo deseen, mantenerse vinculados a la universidad en una etapa posterior”, indicó el rector Ignacio Sánchez en la inauguración del primero de estos espacios.

La ceremonia contó con la asistencia de autoridades, docentes, estudiantes, así como funcionarios y funcionarias de la universidad. “Me impresionó la numerosa asistencia a la reunión de presentación del programa y la buena recepción que pude advertir en los participantes, quienes se notaban interesados y agradecidos por la iniciativa”, manifestó Mariano de la Maza, profesor del Instituto de Filosofía.

Para el académico, quién se encuentra pronto a cumplir dos años de extensión de su contrato tras la edad de jubilación, la sala recientemente inaugurada es una buena forma de mantener el vínculo con la universidad, y la calificó como “muy acogedora y funcional”. Sin embargo, este es solo uno de los aspectos que comprende el programa de acompañamiento a la jubilación: “Personalmente me interesa también mucho el anuncio del libre ingreso al sistema de bibliotecas de la Universidad, que será un excelente complemento para esas salas”, añadió.

Ceremonia de inauguración
Como afirma el rector Sánchez, "relevar la trayectoria y la contribución que realizan nuestros profesores y profesoras, facilitándoles un buen proceso de jubilación", es uno de los los objetivos de este programa, cuyo primer paso es la sala recientemente inaugurada en Casa Central. De izquierda a derecha: Macarena Arellano, encargada del programa; el vicerrector Académico Fernando Purcell; la vicerrectora Económica Loreto Massanés; y el rector Ignacio Sánchez. (Crédito fotográfico: César Cortés)

Reforzar el sentido de pertenencia a la comunidad UC

El Programa de Acompañamiento para la Jubilación de Académicos y Académicas tiene como objetivo valorar la trayectoria de los miembros de la planta académica y sus contribuciones a la UC, facilitando un buen proceso de jubilación y ofreciendo oportunidades para que puedan mantenerse vinculados a la universidad y seguir siendo parte de la comunidad UC.

La encargada del programa, Macarena Arellano, explicó que esto se realizará a partir de una mirada que considera el proceso de jubilación como una etapa de la carrera de los académicos/as UC, “con foco en la tranquilidad y bienestar de profesores en el cambio”. El programa contempla también un apoyo a las unidades académicas en la etapa de retiro por edad de jubilación de sus académicos y académicas.

La iniciativa se articuló a partir del trabajo conjunto de la Vicerrectoría Académica, a través de la Dirección de Desarrollo Académico, que lidera Silvana Zanlungo y la Vicerrectoría Económica, a través de la Dirección de Personas, encabezada por Fernanda Vicuña.

"Acompañar, informar y valorar a nuestros académicos y académicas en etapa de jubilación es fundamental por la entrega de tantos años a la Universidad. Así como buscamos retribuir y reconocer largas trayectorias en nuestra Universidad, tenemos el desafío de proyectar el impacto de nuestros académicos con posterioridad a la jubilación a través de charlas, mentorías u otras iniciativas que complementen una serie de beneficios que se extenderán más allá de la jubilación, como el acceso a bibliotecas o la disponibilidad de espacios de encuentro", explicó el Vicerrector Académico UC, Fernando Purcell.

Acompañamiento previo, durante y posterior a la jubilación

Acompañar
"Así como buscamos retribuir y reconocer largas trayectorias en nuestra Universidad, tenemos el desafío de proyectar el impacto de nuestros académicos con posterioridad a la jubilación", dice el vicerrector académico Fernando Purcell. (Fotografía: Ceremonia profesores jubilados 2021/César Cortés)

El programa consta de tres etapas, que comienzan algunos años antes de la jubilación con una preparación al proceso. Luego viene un acompañamiento durante el proceso de jubilación, y finalmente la etapa en que académicos y académicas ya jubilaron, pero de manera optativa, quieren seguir vinculados a la universidad.

En su etapa inicia,l el proceso contempla la invitación a charlas informativas sobre asesoría previsional, finanzas personales, salud laboral, entre otros. También entregará beneficios asociados a la prevención de salud física y mental.

En la etapa posterior al proceso de jubilación, de manera voluntaria se puede optar a la participación en oportunidades de vinculación, como el acceso a charlas para público general y mentorías con nuevos profesores, beneficios, asesorías, acceso a contenidos informativos de la comunidad universitaria, entre otros servicios.

Entre ellos se cuenta el acceso a espacios compartidos en los campus, reforzando su sentido de pertenencia a la comunidad UC. “En la UC consideramos que es importante no solo apoyar con soporte de beneficios, sino que también, mantener una real vinculación con académicos y académicas que se hayan acogido a jubilación”, expresó la vicerrectora Económica de la UC, Loreto Massanés. “Su trayectoria, conocimientos y cercanía son, entre muchos otros, aspectos muy importantes que nos enriquecen como universidad y valoramos que puedan seguir permaneciendo en nuestra comunidad universitaria”, añadió.

Dentro de los planes contemplados para el Programa de Acompañamiento a la Jubilación de Académicos y Académicas UC, se cuenta la creación de un sitio web que centralizará todos los beneficios asociados. Actualmente es posible acceder al programa escribiendo a marellan@uc.cl o llamando al +56 223542475.


¿te gusta esta publicación?
Comparte esta publicación

Contenido relacionado