Skip to content

Histórico observatorio Manuel Foster abrirá sus puertas el Día del Patrimonio


El Instituto de Astrofísica ofrecerá recorridos guiados por el observatorio, el primero instalado en Santiago en 1903, exhibiendo espacios como el domo del telescopio y la casa de revelado. Desde el paso del cometa Halley hasta eclipses de Sol se cuentan entre la historia registrada por el telescopio, el que se podrá conocer este sábado 28 y domingo 29 de mayo, en dos bloques horarios: de 10:00 a 13:00 y de 13:30 a 16:30 horas.

imagen correspondiente a la noticia: "Histórico observatorio Manuel Foster abrirá sus puertas el Día del Patrimonio"

photo_camera La cúpula del observatorio, domo en el cual se emplaza el telescopio, o la sala de revelado, donde aún se conservan antiguos hornos utilizados para aumentar la sensibilidad de las placas fotográficas, se encontrarán abiertas al público este fin de semana. FOTO: César Cortés - Dirección de Comunicaciones UC.

Fue clave para poder medir la velocidad a la que se desplaza el Sol por la Vía Láctea, permitió el estudio de estrellas hasta veinte veces más masivas que la nuestra, fue testigo de eclipses solares y se utilizó para investigar el paso del Cometa Halley en 1986. Esta es solo una pequeña parte de la historia que desde hace más de 100 años ha sido escrita en el Observatorio Manuel Foster, perteneciente al Instituto de Astrofísica UC, que tras varios años se prepara para abrir sus puertas para celebrar el Día de los Patrimonios 2022, sumándose a la robusta programación de actividades UC para este fin de semana.

Las piezas históricas del museo fueron registradas y catalogadas para ser exhibidas el fin de semana del 28 y 29 de mayo con visitas guiadas por astrónomas y astrónomos en sus instalaciones, en dos bloques horarios: de 10:00 a 13:00 y de 13:30 a 16:30 horas.

Instalado en 1903 por el Observatorio Lick de la Universidad de California -en una época donde la mayoría de los instrumentos de gran tamaño estaban en el hemisferio norte-, fue la primera edificación en ocupar la cumbre del cerro San Cristóbal, permitiendo importantes avances para la astronomía de la época. Declarado Monumento Histórico en 2010, ahora y luego un trabajo de rescate de estos espacios, las piezas históricas del museo fueron registradas y catalogadas para ser exhibidas el fin de semana del 28 y 29 de mayo con visitas guiadas por astrónomas y astrónomos en sus instalaciones, iniciativa que cuenta con el apoyo del Centro de Astrofísica y Tecnologías Afines, CATA. Habrá dos bloques horarios: de 10:00 a 13:00 y de 13:30 a 16:30 horas.

Espacios como la cúpula del observatorio, domo en el cual se emplaza el telescopio, o la sala de revelado, donde aún se conservan antiguos hornos utilizados para aumentar la sensibilidad de las placas fotográficas, se encontrarán abiertas al público. Todos estos instrumentos fueron usados para registrar eventos históricos como el paso del cometa Halley en 1986, o el estudio de eclipses totales de Sol como el de 1958, cuyas fotografías aún se conservan en el Foster. 
 

El observatorio instalado en 1903 fue la primera edificación en ocupar la cumbre del cerro San Cristóbal.

Además, durante este fin de semana, el grupo cazador de eclipses UC se encontrará realizando observaciones del Sol con telescopios desde las terrazas del Foster, permitiendo a visitantes apreciar características de nuestra estrella, que atraviesa por su ciclo de mayor actividad hasta 2026.

Avances para la astronomía

Desde el inicio de su funcionamiento hasta 1928, el Observatorio Manuel Foster consiguió logros que en su momento revolucionaron la astronomía mundial: tras obtener más de 10.000 espectros estelares y medir velocidades radiales, por ejemplo, se reveló que nuestro Sol se mueve a una velocidad de 20 km/s en relación con otras estrellas en el vecindario solar, un logro histórico en la comprensión de nuestra Galaxia. 
 

Tanto el domo del telescopio como la casa de revelado estarán abiertas en el marco de la celebración del Día del Patrimonio.


En la década de los años 30’, la Pontificia Universidad Católica de Chile recibe el telescopio como una donación del político y profesor de esta casa de estudios, Manuel Foster Recabarren, de quien toma su nombre. En los años 40’, en tanto, el estudio de estrellas 20 veces más masivas que el Sol (las llamadas variables Beta Cephei), permitió utilizarlas como “velas” estándar para determinar con precisión las distancias en el Universo cercano. 

Durante este fin de semana, el grupo cazador de eclipses UC se encontrará realizando observaciones del Sol con telescopios desde las terrazas del Foster, permitiendo a visitantes apreciar características de nuestra estrella, que atraviesa por su ciclo de mayor actividad hasta 2026.

A mediados de los años 90’, sin embargo, el acelerado crecimiento de Santiago, así como el progresivo aumento del acceso a los grandes y modernos observatorios del Norte por parte de los astrónomos UC, disminuyeron la frecuencia de las observaciones en el Foster, el que dejó de operar nuevamente en 1995. El Observatorio Foster todavía se puede utilizar para observar y estudiar muchos fenómenos astronómicos, como tránsitos, eclipses, planetas del Sistema Solar y sus lunas, la luna de la Tierra y satélites artificiales. 

Actualmente, el Instituto de Astrofísica de la UC se encuentra trabajando en un proyecto para abrir el Observatorio Foster de forma permanente al público, con foco en contenidos educativos y como una ventana al conocimiento que se genera en los grandes observatorios en el norte del país, considerando el hecho de que hacia fines de 2030, Chile concentrará el 70% de la capacidad astronómica mundial.


¿te gusta esta publicación?
Comparte esta publicación

Contenido relacionado