Skip to content
Compromiso público

Lanzan plataforma de encuentros ciudadanos digitales para aportar a la generación de políticas públicas


“Tenemos que hablar de Chile” es el nombre de la iniciativa impulsada por la UC y la Universidad de Chile y que busca sumar a miles de personas a compartir ideas, sentimientos y experiencias acerca del país tras el 18-O y la llegada del coronavirus. Una vez terminados los procesos de participación, se creará una serie de documentos para incidir y aportar en las discusiones de las políticas públicas.

Imagen donde se ve el logo de Tenemos que hablar de Chile y una foto de una bandera chilena en una manifestación después del estallido social

photo_camera Tenemos que Hablar de Chile convocará a 14.982 personas a dialogar. Crédito: Tenemos que hablar de Chile.

¿Cómo sería juntar a alguien que vive en Copiapó con alguien que viva en San Fernando, o en Carahue, o en Santiago, o en Puerto Natales y conversaran sobre lo que están viviendo? ¿Qué pasaría si cinco personas desconocidas hablaran del Chile que anhelan? Esas fueron algunas preguntas que inspiraron a Tenemos que Hablar de Chile, una nueva plataforma de conversación y encuentro ciudadano en un formato cien por ciento digital, durante todo 2020. Es impulsado, hasta el momento, por más de 20 organizaciones, entre ellas las universidades Católica y de Chile, Fundación Chile, Matríztica, Urbanismo Social, junto con la colaboración de Google, para el soporte digital. 

En medio de la incertidumbre que genera el Covid-19, sumado a las demandas e inquietudes que surgieron tras el estallido social, la plataforma busca ser un espacio donde todos y todas quienes se sientan parte de Chile puedan conversar sobre qué elementos del país se pueden mejorar o mantener y cómo hacerlo. “Lo mejor del ser humano surge cuando aprendemos a escucharnos, cuando nos entendemos. Este proyecto busca que en estos momentos tan difíciles aprendamos a valorar nuestras diferencias y reconozcamos en ellas la base para construir un futuro mejor”, dice Hernán Hochschild, director ejecutivo de Tenemos que Hablar de Chile. 

"Este proyecto busca que en estos momentos tan difíciles aprendamos a valorar nuestras diferencias y reconozcamos en ellas la base para construir un futuro mejor” -Hernán Hochschild, director ejecutivo Tenemos que Hablar de Chile. 

Casi 15 mi personas dialogarán

  • PARTICIPACIÓN. La iniciativa tiene tres etapas, cuya metodología para las instancias de conversaciones fue creada por el Laboratorio de Innovación Pública de la Universidad Católica. La primera etapa, que se está desarrollando en este primer semestre, consiste en dos mecanismos de participación: responder una breve consulta en línea acerca de las emociones que han surgido a nivel personal en los últimos meses; o participar en conversaciones grupales a través de videollamadas, orientadas por un facilitador, donde cinco personas de distintas ciudades de Chile pueden reunirse en una fecha y hora escogida por el participante en la plataforma. 
  • CONSULTAS POR RRSS. La segunda etapa se realizará durante el segundo semestre. En ese periodo se invitará a la gente a responder abiertamente en redes sociales una serie de consultas temáticas. 

En paralelo, el proyecto organizará una gran conversación con la participación al menos de 1 cada 1.000 chilenos. Si somos 14 millones 982 mil ciudadanos mayores de 18 años, Tenemos que Hablar de Chile convocará a 14.982 personas a dialogar. 

Esas personas serán seleccionadas para representar lo más fielmente posible la realidad de Chile en términos etarios, geográficos, de género e ingresos, entre otras variables. Una vez convocadas conversarán en grupos de 5 por un par de horas, donde el tema central es el país que quieren construir por los próximos 10 años y los compromisos que están dispuestos a adquirir para hacerlo posible. 

“Estamos convocando a todos y a todas para decir cuáles son nuestros sueños, nuestros miedos e incertidumbres, cómo pensamos que va a ser el futuro y cómo nos comprometemos a trabajar para que sea mejor. Y lo vamos a hacer invitando a mucha gente” - Ignacio Sánchez, rector UC.

Será, así, una conversación a escala que de cierta forma representará a todo el país y que permitirá tomar una foto precisa de los malestares, anhelos y compromisos que todos tenemos de cara al futuro.  

  • RESULTADOS. Por último, una vez finalizadas ambas etapas de participación, los resultados serán sistematizados por el Instituto de Argumentación Jurídica de la Universidad de Chile y contenidos en una serie de documentos que serán entregados a las autoridades. Así, por los distintos temas que surjan se formarán mesas híbridas compuestas por expertos en el área, ya sea por su formación académica o por su relación y experiencia con el tema. Las ideas que surjan, serán convertidas en propuestas concretas y de ese modo incidir en la discusión y diseño de las políticas públicas.

Para garantizar la pluralidad de visiones, Tenemos que Hablar de Chile cuenta con el apoyo de un equipo de consejeros y consejeras. Se trata de personas destacadas en diferentes áreas, como ciencias, educación, salud, cultura y emprendimiento, que ayudarán a orientar el trabajo e impulsar la iniciativa. Algunos de ellos son los rectores de ambas universidades, Ignacio Sánchez y Ennio Vivaldi; la maestra del Kai-kai, reconocida como Tesoro Humano Vivo, Isabel Pakarati Tepano; el presidente de la Comunidad de Organizaciones Solidarias, Rodrigo Jordán; la dirigente social Isolde Reuque Paillalef; la actriz Tamara Acosta; el director del colegio Marcelino Champagnat de La Pintana, Cristian Infante; y la directora del Centro de Ciencia del Clima y la Resiliencia, Maisa Rojas.

Revise la plataforma y participe aquí.


¿te gusta esta publicación?
Comparte esta publicación

Contenido relacionado