Skip to content
Radio Beethoven UC:

Un refugio cultural en medio de la pandemia


Había finalizado sus emisiones, pero el 1 de abril de 2020, esta emisora de música docta volvió a la vida de la mano de la Universidad Católica, que se la jugó por esta apuesta cultural, equilibrando los cambios con su programación tradicional y trabajando en conjunto con su equipo original. Los resultados no se hacen esperar: aumento de audiencias y de su diversidad, sustentabilidad financiera y un proyecto de expansión a regiones.

photo_camera A un año de que se hayan reanudado las transmisiones de Radio Beethoven, ahora al alero de la UC, supera las 15 mil reproducciones diarias. (Imagen: Banco de Imágenes Pexels)

El 30 de noviembre de 2019 Radio Beethoven apagó sus micrófonos tras casi 4 décadas al aire. Muchas fueron las voces que lamentaron el hecho y cientos las reacciones en redes sociales, pidiendo el regreso de uno de los pocos espacios de música docta en nuestro país.

Pero las palabras de su director y co-fundador, Adolfo Flores, al despedirse de su audiencia con “el solemne compromiso de encontrarnos, más temprano que tarde”, resultaron proféticas. A mediados de enero de 2020, la Universidad Católica dio a conocer públicamente su decisión de compra, al consorcio periodístico Copesa, dueño de la marca Beethoven y la frecuencia de la ex radio Zero, espacio del dial donde se reanudaría esta  frecuencia con posterioridad.

Así, el 1 de abril de 2020, Radio Beethoven UC da inicio a sus transmisiones, ahora en el 97.7. El cambio no fue sólo de dial, también implicó un aumento de la potencia de 1.000 watts a diez mil, permitiendo extender su alcance. “El trabajo realizado por la emisora bajo el alero de la Universidad Católica durante este periodo, que ya cumple un año, ha sido de resurgimiento con respecto al notable aumento de la audiencia”, afirma Adolfo Flores, y agrega que la radio ha logrado “llegar a un número mayor de sectores poblacionales, que influyó en la captación de una mucho mayor cantidad de auditores de diversas edades y de variados grupos sociales”.

“La radio Beethoven volvió a su casa, retornó a sus orígenes, ya que sus fundadores, Adolfo Flores y Fernando Rosas, tuvieron un papel relevante en nuestro Instituto de Música”, expresó en su momento el rector Ignacio Sánchez, verdadero artífice de la compra y reapertura de la emisora.

El hecho coincidió con un período complejo, en que la sociedad chilena venía de un estallido social y entraba de lleno en la pandemia por Covid-19. “Era un momento privilegiado para acompañar mucha soledad. Los auditores recibieron a la radio con mucha emoción”, recuerda la vicerrectora de Comunicaciones y miembro del directorio de Radio Beethoven UC, Magdalena Amenábar. “Nos propusimos que la radio fuera un refugio cultural en medio de esos difíciles momentos”, agrega el rector Sánchez.

Y la respuesta no se ha hecho esperar: más de 136 mil auditores diarios de lunes a viernes y 5.571.089 de reproducciones en un año, es decir, unas 15 mil reproducciones diarias.

El 1 de abril de 2020, Radio Beethoven UC da inicio a sus transmisiones, ahora en el 97.7. El cambio no fue sólo de dial, también implicó un aumento de la potencia de 1.000 watts a diez mil, permitiendo extender su alcance. (Fotografía: Firma de la compra de radio Beethoven/César Cortés)
El 1 de abril de 2020, Radio Beethoven UC da inicio a sus transmisiones, ahora en el 97.7. El cambio no fue sólo de dial, también implicó un aumento de la potencia de 1.000 watts a diez mil, permitiendo extender su alcance. (Fotografía: Firma de la compra de radio Beethoven/César Cortés)

Cambios en la continuidad

Lo primero que llamó la atención en la nueva etapa fue la decisión de mantener el equipo original de la emisora, así como también su parrilla programática. Entre ellos, programas que son parte de su sello, como “Siglo XXI” o “Puro jazz”, que llevan al aire 26 y 24 años respectivamente, siendo los más longevos; ”Recortes”, en la voz ícono de la radio, Patricio Bañados; “Primeros acordes” y “Música Sacra”, entre otros.

“La radio ya tenía una programación bastante nutrida. Lo que hemos hecho es ir anexando programas y microprogramas de poesía, teatro, historia, testimonios. Queremos integrar al sello musical original de la radio el conocimiento que la universidad genera", cuenta Magdalena Amenábar. “Ha sido una fusión positiva y muy bien evaluada por la audiencia”, añade.

“El equipo es muy bueno, afiatado, muy profesional, y además estuvo muy abierto a trabajar en conjunto con la UC”, afirma el académico de la Facultad de Comunicaciones y miembro del directorio de la radio Gonzalo Saavedra. También es el conductor del programa “La música que cambió mi vida”, donde entrevista a amantes de la música provenientes de los más distintos ámbitos, con muy buena acogida.

Un momento que alcanzó un peak de audiencia fue el programa especial de Astor Piazzolla para conmemorar el centenario de la muerte del legendario músico trasandino, que contó con su música y el audio de una entrevista inédita que le hiciera el propio Gonzalo Saavedra, en julio de 1989, la que grabó en casete y luego digitalizó, guardándola todos estos años. Gracias a ello los auditores pudieron escuchar, el 11 de marzo pasado, la propia voz de este verdadero ícono del tango.

Lo anterior ha sido parte del “refresh” de la radio, con micro programas culturales que se han sumado a la parrilla musical. Entre ellos están “Un día como hoy”, espacio donde se destacan acontecimientos históricos en la voz del estudiante de Historia de la UC Pedro Rolle; o el programa sobre piano “Blanco y Negro” que conduce Magdalena Amenábar, quien también produce los contenidos sobre grandes compositores y poetas en “Palabras bajo la pauta”.

Claudio Rolle, académico del Instituto de Historia quien también forma parte del directorio de la emisora, advierte sin embargo “la UC ha tenido un grado de prudencia o de cuidado importante para ir introduciendo cambios”. El historiador, amante y estudioso de la música, ha sido muy cercano a la radio desde sus inicios, en 1981. Por eso se apresura en decir que se siente muy afortunado de participar en esta nueva etapa. “Me emociona que algo que estaba condenado a la muerte vuelva a la vida”.

Logros y desafíos

El “Club de amigos de Radio Beethoven”, conformado por cerca de mil auditores que aportan una cantidad mensual -entre los 2 mil y cien mil pesos-, permite financiar el 50% de la emisora. (Imagen: radio Beethoven)
El “Club de amigos de Radio Beethoven”, conformado por cerca de mil auditores que aportan una cantidad mensual -entre los 2 mil y cien mil pesos-, permite financiar el 50% de la emisora. (Imagen: radio Beethoven)

La diversidad de las audiencias ha sido un gran logro de Radio Beethoven UC.

Variedad en todo sentido: auditores digitales, que ya no solo sintonizan la frecuencia a través de la radio, sino también quienes escuchan los programas en vivo por internet o descargan los podcasts.

Pluralidad etaria también. Radio Beethoven tradicionalmente se ha caracterizado por tener una audiencia adulta -mayores de 45 años- que gusta de la música docta. Sin embargo, en el último tiempo se ha ido sumando cada vez con mayor fuerza gente joven, con determinados gustos musicales como el jazz, que prefiere esta señal para estudiar o trabajar, o que busca un momento de calma.

También diversidad geográfica, gracias al aumento de la potencia, que permite llegar a lugares donde nunca antes había llegado Radio Beethoven; lo que se potencia con la señal on line.

Otro gran logro ha sido generar nuevas vías de financiamiento, que permitan dar sustentabilidad económica al proyecto en el largo plazo. Aquí destaca el “Club de amigos de Radio Beethoven”, conformado por cerca de mil auditores que aportan una cantidad mensual -entre los 2 mil y cien mil pesos-. Este apoyo implica el 50% del financiamiento de la radio, mientras que la otra mitad corresponde a auspiciadores.

Un desafío que está abordando la radio es crecer hacia regiones. Por lo pronto comenzarán las transmisiones en Villarrica este 1 de abril -aprovechando la presencia del Campus Villarrica de la UC-, y la idea es continuar en Osorno y Valdivia.

Como detalla el rector Sánchez: “Queremos crecer en calidad, estar cada vez más presentes en los hogares de nuestro país y para ello hay un gran equipo que trabaja día a día por entregar la mejor música. Nuestro proyecto es seguir entregando nueva programación con proyectos de calidad. Queremos crecer en regiones, nuestro sueño es que Radio Beethoven cubra gran parte del territorio nacional para que la buena música acompañe a las personas en su día a día”.

“Deseamos expandir este hermoso proyecto comunicacional y de difusión de los valores y patrimonio cultural, tanto universal como los de nuestra nación. Para nosotros, imaginar el futuro se basa en continuar, pero siempre perfeccionando este proyecto que tanto bien le hace a muchos, y que finalmente, es nuestra forma de vida”, afirma Adolfo Flores.

“Me imagino una radio con mayor presencia de la UC, con más programas de conversación y una mayor variedad de voces, pero manteniendo su oferta musical y sin perder su sello: ser una compañía musical para la gente”, dice Gonzalo Saavedra.

“Esta es una forma de servir a la sociedad que nos acoge, una manera de celebrar la belleza, el compartir, valorar y descubrir cómo la música puede tener un valor más allá. La radio es un medio de comunicación, y por tanto busca transmitir a nuestra comunidad y recibir de vuelta, para poder servirla mejor”, expresa Claudio Rolle.

“La universidad ha sido muy asertiva en impulsar la investigación y la ciencia y ahora con Radio Beethoven la apuesta es con la cultura”, asevera Magdalena Amenábar, y concluye: “Este es un regalo. Para mí, el mejor regalo”.


¿te gusta esta publicación?
Comparte esta publicación

Contenido relacionado