Skip to content

Funcionarios concluyeron programa de promoción de la salud


En una ceremonia presidida por el rector UC Ignacio Sánchez se dio cierre a la iniciativa “Familiares Cuidadores UC”, que en esta última versión iniciada en 2019 a través de la realización del curso en formato taller “Mejorando mis habilidades para cuidar y cuidarme”, dirigido al cuerpo académico, administrativo y profesional y al personal jubilado de la institución.

photo_camera Incorporar habilidades para cuidar de sí mismo y también adoptar decisiones adecuadas frente al cuidado de su entorno más inmediato es el objetivo del Programa Familiares Cuidadores UC. (Fotografía: iStock)

Contribuir a prevenir los problemas de salud y promover un estilo de vida saludable en los funcionarios UC que están cumpliendo el doble rol de trabajar y también actuar como familiar cuidador, es el propósito del programa Familiares Cuidadores UC. Esta iniciativa conjunta impulsada por la Escuela de Enfermería y el Departamento de Bienestar y Calidad de Vida  de la Dirección de Personas tuvo el martes 8 de junio su ceremonia de cierre, cuando 26 funcionarios recibieron sus certificados de participación del curso en formato taller “Mejorando mis habilidades para cuidar y cuidarme”, que se inició en 2019.

Presidió el acto el rector Ignacio Sánchez y lo acompañaron el Vice Gran Canciller, Padre Tomás Scherz; la vicerrectora económica, María Loreto Massanés; la directora del programa Familiares Cuidadores UC, Solange Campos; y la directora de Personas, María Fernanda Vicuña. Asimismo, participaron autoridades y docentes de las escuelas de Enfermería, Medicina y Psicología, asistentes sociales y otras autoridades universitarias.

Desde el inicio de este programa, en el año 2008, ha contado con la colaboración del departamento de Salud Pública de la Escuela de Medicina, y de académicos y académicas de las escuelas de Medicina, Psicología y Enfermería. La iniciativa se enmarca en los esfuerzos que realiza la Universidad Católica de ser promotora de la salud y ofrecer a su comunidad un ambiente laboral respetuoso, humanizado y saludable.

Es así como la instancia permite que el cuerpo administrativo, profesional y el estamento docente, así como también el personal jubilado de la UC pueda incorporar habilidades para cuidar de sí mismo y también adoptar decisiones adecuadas frente al cuidado de su entorno más inmediato en el ámbito social, emocional, físico y laboral. Entre los propósitos del programa está el disponer de herramientas para poder en forma efectiva prevenir el agotamiento, las renuncias, las reducciones de jornada o las jubilaciones anticipadas.

En la ceremonia de cierre, 26 funcionarios recibieron sus certificados de participación del curso “Mejorando mis habilidades para cuidar y cuidarme”, que se inició en 2019. (Fotografía: Dirección de Personas)
En la ceremonia de cierre, 26 funcionarios recibieron sus certificados de participación del curso “Mejorando mis habilidades para cuidar y cuidarme”, que se inició en 2019. (Fotografía: Dirección de Personas)

Cuidar y cuidarse

Generalmente se ha detectado que las personas que no adoptan medidas de autocuidado tienden a presentar mayores niveles de ausentismo laboral, atrasos y licencias médicas. Se trata muchas veces de problemáticas que trascienden el alcance personal y también impactan el ámbito familiar y social de los individuos.

El programa “Familiares Cuidadores UC” considera la capacitación. Esto es, un curso- taller de 20 sesiones presenciales y virtuales (en este último Programa), de carácter participativo que cuenta de 1,5 horas de duración y está apoyado por una plataforma virtual. El hilo conductor de los cursos es el proceso de toma de decisiones y manejo del conflicto decisional que acompaña muchas veces la experiencia de trabajar y cuidar simultáneamente.

Por otro lado, la iniciativa cuenta con una red social de apoyo emocional e instrumental, conformada por los egresados del programa. La temática que articula esta red es la vivencia del doble rol de las personas que lo conforman, cuidador familiar y trabajador.

Además, el programa brinda la asesoría profesional a través de una red de personas que entregan consejos en materia legal, temas médicos y cuidados de salud, entre otros. Desde el inicio de “Familiares Cuidadores UC”, han participado 214 personas, la mayoría de ellos cuida a sus padres, a hijos, cónyuges u otros parientes.

Bárbara Loeb, académica y ex decana de la Facultad de Química, participó del programa y destaca el apoyo que implicó asistir. “Estar a cargo de un familiar postrado o con necesidades de atención permanente es algo para lo que no estamos preparados. El asistir a este taller de varias sesiones resultó ser un apoyo muy grande, tanto en lo técnico, de aprender y entender ciertas cosas, como en lo emocional, al escuchar tantos y tan hermosos testimonios”, afirma.

En tanto, Sylvia Soto, secretaria del Departamento de Salud del Adulto y Senescente de la Escuela de Enfermería de la UC, enfatiza la frase “cuidar es un arte”. “Es tan cierta esta frase, ya que todos los días es un mundo nuevo y debemos usar diferentes formas para vivirlo y hacerlo grato para nuestro enfermo”, sostiene y rescata que la iniciativa le permitió ver su propia vulnerabilidad y también ponerse “en el lugar del otro respetando sus momentos, amando y procurando humildemente hacer que cada día sea el mejor día para todos”.

 


¿te gusta esta publicación?
Comparte esta publicación

Contenido relacionado